Hide/show left column Hide/show left column Hide/show left column
Hide/show right column
Hemeroteca
Sitios Asociados
Visitantes
Test Seleccion: (1/3)  
Autor minimum
Publicado: 31/5/2003
Leídas 12382 veces
Tamaño 5.80 KB
Página de impresion amigable Avisar a un amigo
PASALO A TU RED SOCIAL: Bookmark and Share
 

El ritmo cardíaco como medida del temperamento

por Sergio Grodsinsky, 1997



El aporte de nuevos estudios y la modificación de los criterios de valuación del tradicional "TEST DE CAMPBELL" posibilitan conocer con mayor exactitud las tendencias caracteriales de los cachorros y su posible desarrollo posterior.

Una inquietud común a los criadores y a los aficionados en general es la posibilidad de predeterminar las cualidades naturales de los cachorros con el fin de poder seleccionar aquellos ejemplares más aptos para las distintas actividades o ambientes para los cuales serán destinados.

Ahora bien, la objeción hacia el Test de Campbell -uno de los más difundidos- radica en la falta de datos concretos del carácter de los perros adultos, que validen el pronóstico realizado en la etapa de cachorros, y la gran variación de resultados al efectuar la prueba, ya que en un mismo perro, de repetir el test, suele dar resultados totalmente diferentes.

Indudablemente, el conocer de la habilidad o incapacidad de los perros para responder con confianza a estímulos nuevos facilita el manejo y la futura instrucción. No es lo mismo canalizar los impulsos naturales que reprimirlos. También hay que tener en cuenta que sí bien existe una tendencia de origen genético hacia determinadas conductas el ambiente puede influir profundamente en el desarrollo del temperamento.

Así mismo, la naturaleza protectora inherente a la estructura de la lechigada dificulta la detección de estilos de conducta por simple observación.

En un intento de proveer una prueba que prediga el tipo de conducta ansioso o seguro de los cachorros, un equipo investigador, bajo la guía del Dr. William Boyer, en el Departamento de Psicología de la Universidad de Colorado, U.S.A. (CSU) condujo un estudio de 20 crías: un total de 125 cachorros entre las edades de 7 a 12 semanas, 67 machos y 58 hembras con 12 razas representadas.

El equipo modificó el test de Campbell añadiendo nuevas pruebas, cambiando el sistema de puntuación, y como dato único y relevante se midió el ritmo cardíaco de los ejemplares. Mientras una persona observó las reacciones de los perritos y las registró, otra tomó el pulso de los cachorros inmediatamente después de seis de los ocho subtests, (el ritmo cardíaco no fue medido luego de la prueba uno y dos porque al requerir que los ejemplares corran, éste se eleva naturalmente).

Los cambios en el ritmo cardíaco están asociados con respuestas emocionales y parecen ser un buen índice del estilo individual del temperamento. Cuando una persona está nerviosa o con miedo el pulso aumenta; los estudios realizados a humanos y animales demostraron que la permanencia de ritmos elevados luego de eventos de tensión indican tendencias hacia un tipo de temperamento ansioso. El estudio del (CSU) demostró que la mayoría de los cachorros regresaron al nivel correspondiente al pulso normal dentro de los 36 segundos inmediatos a los eventos de tensión. En tanto, los cachorros testeados como ansiosos demoraron un minuto o más para recuperar el ritmo basal. Las tasas altas y prolongadas indicaron que corresponden a cachorros del tipo ansioso con dificultades para soportar cambios en el entorno. Las tasas elevadas, pero de corta duración, sugirieron un temperamento del tipo seguro y habilidad para adaptarse a modificaciones del ambiente

La calificación de la prueba


La prueba consistió en ocho subtests, cada uno contemplaba la posibilidad de describir seis tipos de reacciones asignándoles de 1 a 6 puntos según variaran de seguras a ansiosas. Las calificaciones totales oscilaron desde 8 a 48 puntos, correspondiendo las más bajas a los cachorros determinados como seguros y las más altas a los ansiosos.

Dos personas estuvieron asignadas a cada ejemplar, previo acuerdo del criterio de evaluación para elegir la puntuación más apropiada al comportamiento descripto. Por ejemplo, en la prueba de Atracción Social el examinador debería puntuar con 6 a un cachorro que no acudiese al llamado, y por lo tanto indicar una conducta de ansiedad, pero a veces algún perro no acudió hacia el llamador por instancias no de ansiedad o miedo, sino por eventos tales como ruidos o rastros en el piso; hubo que discutir sí la reacción fue indicativa de ansiedad o de equilibrio y curiosidad.

Los cachorros calificados con puntuación alta e identificados con temperamento ansioso/temeroso, también exhibieron períodos más largos para la recuperación del pulso normal. Por ejemplo, un cachorro puntuado con 44 en la prueba y calificado de ansioso, tardo 1,5 minutos para recuperar el ritmo cardíaco normal. Otro cachorro identificado como seguro y puntuado con 22 durante el test, demoró 18 segundos para volver al pulso normal. La mayoría de los cachorros identificados como equilibrados y seguros regresaron al nivel de ritmo cardíaco normal dentro de los 36 segundos.

La comparación entre crías fue realizada de la siguiente manera: se sumó las puntuaciones individuales y se sacó un valor promedio, los cachorros con puntuación individual por encima del promedio se consideraron sospechosos de comportamientos de ansiedad. Hasta en las crías de la misma raza la puntuación promedio varió en algún grado; esto, en parte, puede explicarse por las condiciones ambientales de las camadas, en ciertos casos estuvieron mantenidas en áreas aisladas tal como cuartos separados de la parte principal de la casa, en tanto en otros integraron el grupo familiar. Sin embargo, independientemente de las diferentes condiciones del medio, variaciones entre individuos fueron evidentes en la mayoría de las crías.


 Página: 1 2 3 Pág. Siguiente
Volver a Sección | Volver al Indice principal

voraus.com es un web de carácter personal, independiente y sin publicidad, cuyo origen se remonta a finales del 1997, es un proyecto sin fines comerciales, todos los contenidos publicados se ofrece de forma libre y gratuita. Nuestros colaboradores contribuyen sin remuneración ni ánimo de lucro, y la posibilidad de colaborar está abierta permanentemente a todos sus lectores.
voraus.com no es una sociedad mercantil ni desempeña labor remunerada alguna, y los gastos que genera esta publicación son soportados por su editor, que no cuenta para ello con ningún tipo de ayuda económica o patrocinio. Tampoco cuenta con ningún tipo de staff profesional.
Esta web es editada y mantenida por Rafael Sánchez-Garrido, desde Málaga (España). Su editor no se responsabiliza en absoluto de las opiniones vertidas por sus colaboradores en esta publicación, ni de los comentarios públicos realizados por los lectores en el web de la publicación, ni del uso que sus lectores puedan hacer de las mismas, ni de las consecuencias que puedan derivarse de dicho uso, ni de los posibles errores de traducción o mecanización, ni de la calidad o veracidad de los documentos que se referencien.
Esta publicación se suministra gratis y sin garantía, y su editor no se proclama experto en las materias tratadas.Toda información publicada en este sitio debe ser verificada antes de su uso.
Artículo 19 de la Declaración Universal de Derechos Humanos: Todo individuo tiene derecho a la libertad de opinión y de expresión; este derecho incluye el de no ser molestado a causa de sus opiniones, el de investigar y recibir informaciones y opiniones, y el de difundirlas, sin limitación de fronteras, por cualquier medio de expresión.
Powered by XOOPS 2.0.5.2 © 2001-2007 The XOOPS Project
www.voraus.com - www.vorausmedia.com - www.wusv.net - www.mercadog.com